Sexo Madrid

Sexo profesional de pago en Madrid

Hola. Me llamo Marta Castilla y soy una experimentada y muy profesional masajista, la mujer ideal para proporcionarte un inolvidable masaje erótico que nos sirva para aventurarnos por los más intensos caminos del placer. Seductora y complaciente, soy una escort discreta y con mucha clase, una mujer con la que disfrutar del sexo y hacerlo sin tabúes. Llámame si quieres vivir un encuentro inolvidable, relajado y muy placentero. Puedo recibirte en mi apartamento. Muy bien acondicionado y discreto, está ubicado en la zona del Santiago Bernabéu. En él podrás descubrir hasta qué punto puede resultar intenso el éxtasis sexual. Besos.

Te regalaré las caricias y besos de una novia apasionada, mi lengua te estremecerá de placer y te encantará el sonido de mi placer mientras danzo sobre ti. Me convertiré en tu amante preferida. Ven a descubrir el mejor sexo en Madrid.

Pincha aquí para ver mi web con fotos

Sexo Madrid

Sexo de lujo en Madrid

Servicios publicados

Estos son algunos de los servicios que publicamos: Servicios aleatorios Agencias de escorts - Scorts de alto standing - Casas relax - Sado erótico - Clubs de alterne - Masajes eroticos - Acompañantes de lujo - Prostitutas de lujo - Locales de intercambio - Pisos de relax - Azafatas - Chicas de alterne - Escorts independientes - Damas compañía - Salidas a hoteles y domicilios - Señoritas de compañía - Call girls - Chicas de compañía - Prostíbulos - Anuncios de sexo - Contactos eróticos - BDSM - Tantra - Putas a domicilio - Modelos - Putas de lujo - Apartamentos por horas - Saunas eróticas - Callgirls - Clubes de relax - Burdeles -

Te recomendados

Aquí tienes diferentes locales donde puedes asistir: Clubs aleatorios Club Eros - Agencia Sexy Nights - Showgirls - Gran via 532 - Hot Madrid - Kissme - Equus - Alexia - Aribau 64 - Habana - L´hibou - Bacarra - La Estrella - Casanova 59 - New Tuset - President - Nyoman - New Aribau - O´Dely - Dollar Club - Comendadoras - Club Riviera Castelldefels - Club Lexis - Paraíso Privee - Club Barbie

Los relatos del día

Disfruta de estos 4 pequeños relatos eróticos:
Relatos aleatorios
1. Tu no querías parar ahí, te apetecía hacerme gozar y yo deseaba que me hiciese gozar. Mientras besabas mi cuello tu mano recorrió mi cuerpo hasta llegar al bulto que había en mi entrepierna, te aferraste a el con fuerzas, con intenciones de no dejarlo escapar, como si tuviera intención de irse, pero ni mucho menos, solo quería sentir tus caricias y no la hiciste esperar, desabrochaste los botones de la cremallera del pantalón y metiste la mano dentro para encontrarte un miembro duro por toda esta maravillosa situación. Tampoco dejabas de besarme el cuello y la boca mientras tocas mi polla, empiezas a desabrochar los botones de mi camisa y mientras haces eso también me besas el pecho dando en mis pezones mordisquitos leves que producen placer, pero tu nunca sueltas el miembro. Tocas la polla y los huevos, sabes lo que haces se nota que no es la primera vez que masajeas esa parte del cuerpo de un hombre, me encanta la sensación esa de saber que as tocado y estado con algún otro y que me prefieres a mí, ser el elegido por ti me excita.

2. Cuando desperté el estaba besando mi frente, mi nariz, mis mejillas. Yo lance un entrecortado suspiro y pensé que era la sensación mas deliciosa que hasta ese instante había podido disfrutar. Sus manos recorrieron mis cabellos, nuca, descendieron por mi espalda y descansaron en mis nalgas......Ya en ese momento mi respiración empezó a hacerse mas profunda y mis senos se mostraban endurecidos bajo la sabana. Yo también lo bese, imitando el trayecto por el recorrido. Quise absorber su ser, fundirnos, hacernos uno, hombre y mujer, un solo cuerpo, una sola carne, un solo ser. Paradójicamente, disfrutando enormemente nuestras diferencias, el desigual relieve, montes, surcos, llanos y curvas de nuestra anatomía.

3. Como a las tres de la mañana, mientras bailábamos, algo cambió en mi, de repente empecé a mirar a Agustina como nunca antes lo había hecho. Si bien varias veces habiamos salido a bailar siempre ibamos con amigos y como es logico yo no iba a los boliches para bailar con mi hermana. Si a lo largo del tiempo habiamos bailado algun que otro temas juntos alguna vez, pero no era costumbre, y mucho menos estar toda una noche bailando juntos lo que conlleva logicamente a tener cierto contacto fisico. El hecho es que no estaba mirando a Agustina como mi hermana de sangre que era, sino como la hermosura de mujer que es. Su hermoso pelo castaño, sus labios insinuantes, su piel trigueña, su alegría, su frescura, su dulzura y su hermoso cuerpo. Pero ella estaba tan entregada al baile y la diversion que no lo notó.

4. Al pararme noto que tengo una ereccion como nunca- y no es para menos- beso tus labios y recorro tu pecho admirando esos senos preciosos coronados por un pezon grande, los recorro con mi lengua y mis dientes, tu respiracion aumenta al igual que mi excitacion. Los lamo con determinada pasion los muerdo cada vez mas fuerte y a mayore velocidad. Beso tu vientre y paso mi lengua lentamente por tu ombligo y retiro el vestido pòr completo. Llevas una tanga deliciosa nunca te desee como ahora arranco lo demas de turopa y recorro el calor de tu entrepierna, el olor me cautiva y me excita aun mas.