Sexo Barcelona

Sexo profesional de pago en Barcelona

Hola, soy Milana y no me considero una escort profesional, más bien yo me incluyo en la categoría de las mujeres que necesitan sexo, que aman el placer y saben cómo conseguirlo. Si es tu primera vez será muy especial, nunca olvidarás nuestro encuentro. A mi lado tendrás esa compañía que muchos hombres buscan en una mujer, sensualidad, pasión, distendida conversación y mucha complicidad. Soy una sensual y bella acompañante que te obsequiará con una relación completa e intensa como no habrás experimentado nunca.

Vivo sola en un apartamento discreto y muy confortable, lo cual nos permitirá estar relajados, conversando sin prisas, seducirnos, tener el mejor sexo juntos. Ven a conocerme y disfruta del mejor sexo en Barcelona.

Pincha aquí para ver mi web con fotos

Sexo Barcelona

Sexo de lujo en Barcelona

Servicios publicados

Estos son algunos de los servicios que publicamos: Servicios aleatorios Anuncios de sexo - Clubes de relax - Tantra - Modelos - Putas a domicilio - Señoritas de compañía - Call girls - Scorts de alto standing - Escorts independientes - Contactos eróticos - Azafatas - Acompañantes de lujo - Prostíbulos - Pisos de relax - BDSM - Saunas eróticas - Agencias de escorts - Prostitutas de lujo - Masajes eroticos - Chicas de compañía - Damas compañía - Casas relax - Locales de intercambio - Salidas a hoteles y domicilios - Clubs de alterne - Apartamentos por horas - Callgirls - Putas de lujo - Chicas de alterne - Sado erótico - Burdeles -

Te recomendados

Aquí tienes diferentes locales donde puedes asistir: Clubs aleatorios Comendadoras - Hot Madrid - Club Romaní - Cuore Cabaret - La vie en Rose - Pub Aribau 240 - President - Bailen 22 - Platinum - O´Dely - Charlie Club - Agencia Sexy Nights - Nyoman - Baronet - Aribau 64 - Paraíso Privee - La Estrella - Alexia - Tuset Barcelona - Club Barbie - Showgirls - Club Eros - Viladomat 208 - Enigma - New Aribau

Los relatos del día

Disfruta de estos 4 pequeños relatos eróticos:
Relatos aleatorios
1. Después de la tormenta siguió la calma y nos encontramos sumergidos en un sopor delicioso, disfrutamos de esa tranquilidad al máximo, observando cada línea de nuestro rostro, cada cabello, cada espacio entre los dos. Al cabo de un tiempo te acercaste a mi y susurraste en mi oído - "Quiero besarte", suavemente te inclinaste y juntaste tus labios a los míos, ansiosamente los abrí y sentí tu lengua caliente jugar con la mía para después separarte lentamente y recorrer mansamente mi cuello y mis brazos con tus besos, regresaste nuevamente hasta mi pecho y creaste nuevas sendas entre ellos, bajando poco a poco hasta mi vientre mientras tus manos apretaban mis caderas, la sensación de placer iba en aumento, hasta que por fin llegaste a mi vulva, frotaste tu rostro en el vértice de mi entrepierna e inhalaste profundamente mis olores hasta embriagarte, tu lengua anido en mi pubis y jugaste dulcemente con el, suavemente lo succionabas y lo mordías, mi cuerpo se contraía, se estiraba, hasta llegar al punto de apresar tu rostro entre mis piernas y mis líquidos salieron desbocados hacia ti.

2. Al salir me tomaste de la mano y me llevaste a un rincón. Repagaste tu cuerpo al mío, la gente pasaba y observaba, pero no importaba, tomaste mi mano y la guiaste hasta tu bulto hinchado, introduje disimuladamente mi mano y le toque. ¡Que delicia!, sentí el calor y la humedad mientras tu lengua y la mía danzaban desesperadas. Tus brazos me rodeaban aprisionando mi cuerpo. Tratamos de contenernos y seguimos caminando buscando un lugar donde estar a nuestras anchas. Era difícil controlarnos, cada rincón oscuro era un pretexto para abrazarnos. Por fin encontramos un pequeño lugar, no lo que hubiéramos querido, pero al fin y al cabo estaríamos solos. Al entrar y cerrar la puerta, me atrapaste entre la pared. Metiste tu enorme lengua en mi boca mientras tus manos recorrían mi cuerpo. Mi corazón latía con fuerza, no me daba cuenta de lo que hacía, solo eran sensaciones que nunca olvidare.

3. Cuando agus empezó a convulsionar con su acabada, puse su cabeza en mi cuello para poder metérsela un par de veces más hasta el fondo, sintiendo mi pija más exitada que nunca. Cuando senti que se venia aquella fuente de vida, blanca y espesa, abundante y avanzando rápidamente, le avise rapidamente a agus que iba a acabar; a lo que ella se me adelanto y me pidio que acabara en su boca; si estaba a mil revoluciones por segundo eso me acelero aun mas, ella sin saberlo estaba cumpliendo una de mis fantasias no cumplidas, acabar en la boca de una chica, y que mejor, era todo completito, iba a cumplir mi fantasia, la chica era mas que hermosa y encima era mi propia hermana Agustina... No me tarde mucho mas y acabe en la hermosa boquita de agus, la sensación creo que sera inigualable, el placer fue indescriptible, ver a agus llenarse la boca con mi semen fue lo maximo... y la imagen de ella mirandome directo a los ojos mientras me chupabala pija llena de semen jamas se borrara de mi mente, fue sublime! Luego la levante y la bese salvajemente, sin dudas ese será el beso mas maravilloso y exitante de toda mi vida, nos besabamos de manera hambrienta entrelazando nuestras lenguas llenas de mi semen, y en un pequeño momento de despegue nos volvimos a mirar a los ojos y con nuestras bocas chorreando semen me dijo: "te amo Alejandro", "Te amo Agustina" le dije yo, y nos volvimos a besar hasta quedarnos sin aliento...

4. Tu cuerpo se tensaba pero no huías, moví mi cadera como tu me haz enseñado, tu verga hervía de emoción, te tome de las caderas y empuje la mía hasta el fondo, yo estaba empapada, mi sueño se convertía en realidad poseerte total y plenamente, acaricie tu espalda, la bese ,apreté tus nalgas, el vaivén iba en aumento, mientras tu removías tu sexo, seguí el compás de tus movimientos, era una locura, mi pasión se desbordaba, mi concha se inundaba sentí el temblor de tu cuerpo y supe que se aproximaba el fin, arremetí con más fuerza hasta ver salir tu leche caliente como un disparo, salí de tu ser lentamente y tu caíste exhausto en la cama, me miraste con un dejo de reproche, pero tu expresión cambio inmediatamente y me brindaste la más bella de tus sonrisas.