Azafatas Madrid

Azafatas de compañía de lujo en Madrid

Hola, mi nombre es Bea y soy una sensual española que te hará perder el sentido. Poseo una figura, dibujada con exuberantes y excitantes curvas. Mis pechos, grandes y tersos, esperan tus caricias y en mis labios, provocativos y carnosos, probarás el dulce sabor de mis besos ... Te espero para disfrutar de una experiencia inolvidable.

Una mujer con clase, culta ... la compañera ideal en cualquier momento y circunstancia. No te prives de disfrutar del mejor sexo en compañía de una mujer preciosa ... Vive una inolvidable velada con una de la más bellas azafatas en Madrid.

Pincha aquí para ver mi web con fotos

Azafatas Madrid

Azafatas acompañantes

Servicios publicados

Estos son algunos de los servicios que publicamos: Servicios aleatorios Pisos de relax - BDSM - Salidas a hoteles y domicilios - Escorts independientes - Saunas eróticas - Apartamentos por horas - Contactos eróticos - Sado erótico - Tantra - Putas de lujo - Azafatas - Agencias de escorts - Chicas de compañía - Putas a domicilio - Clubes de relax - Anuncios de sexo - Scorts de alto standing - Masajes eroticos - Damas compañía - Acompañantes de lujo - Clubs de alterne - Chicas de alterne - Prostíbulos - Burdeles - Locales de intercambio - Callgirls - Prostitutas de lujo - Call girls - Señoritas de compañía - Modelos - Casas relax -

Te recomendados

Aquí tienes diferentes locales donde puedes asistir: Clubs aleatorios Eden - Sauna Cristal - Tuset Barcelona - Dollar Club - La Estrella - Nyoman - Cuore Cabaret - Club Eros - Charlie Club - Showgirls - Pub Aribau 240 - Pretty Woman - Kissme - Club Lexis - La vie en Rose - Viladomat 208 - Agencia Sexy Nights - Sauna Yuma - Thermas - L´hibou - Batman - Platinum - Bacarra - Basinger - Comendadoras

Los relatos del día

Disfruta de estos 4 pequeños relatos eróticos:
Relatos aleatorios
1. Descendí mi cabeza hasta su frente trazando intricados dibujos sobre su piel, su cuello, sus tetillas, su abdomen. Le di la vuelta e hice lo mismo con su espalda, sus nalgas, a las que mordí tal como había imaginado tantas veces. Recorrí la parte interna de sus muslos, su pantorrilla. Sus gemidos me indicaron que estaba a punto de caramelo. Dándole nuevamente la vuelta seguí besando su abdomen y recorriendo con mi lengua cada palmo de piel expuesta hasta llegar a su virilidad. En ese punto levanto mi cara y le miro a los ojos, el me corresponde la mirada urgiéndome a continuar. Le sonrió, desciendo y empiezo un lento y vacilante recorrido por su miembro erecto. Poco a poco voy adquiriendo seguridad al percibir que a el le gusta lo que hago. Continuo hasta la punta y lo introduzco en mi boca. En ese momento el lanza un fuerte suspiro que me motiva a sacarlo y entrarlo en mi boca en incontables ocasiones. Lo recorro, beso, lamo, chupo hasta que el estalla en un inconmensurable orgasmo. Mientras se vertía en mi boca yo me sentía inmensamente satisfecha de provocar en el una emoción comparable con la que momentos antes el provocara en mi.

2. Apenas acabó, la acoste en la arena, boca abajo y me puse sus piernas una a cada lado de mis hombros, sintiendo que el momento por fin habia llegado; era hora de hacerlo, ella lo queria, yo lo deseaba, habia una confianza ciega entre nosotros y por sobre todo eramos hermanos y nos amabamos en serio, ambos queriamos lo mejor el uno para el otro... Decidido y ansioso puse mi pija entre las piernas de agus. Al sentirla, gimió, y me acercó para que la besara. Me puse encima, todavía sin metérsela toda, y le dije: "este va a ser nuestro secreto mas hermoso Agustina" "Te amo hermanito, cojeme...", dijo ella,... entonces comenze a penetrar a mi hermana, despacio, seguro de controlar la situación, sintiendo un placer indescriptible, lanzando ambos un gemido hermoso y queriendo estar así toda la vida.

3. Como a las tres de la mañana, mientras bailábamos, algo cambió en mi, de repente empecé a mirar a Agustina como nunca antes lo había hecho. Si bien varias veces habiamos salido a bailar siempre ibamos con amigos y como es logico yo no iba a los boliches para bailar con mi hermana. Si a lo largo del tiempo habiamos bailado algun que otro temas juntos alguna vez, pero no era costumbre, y mucho menos estar toda una noche bailando juntos lo que conlleva logicamente a tener cierto contacto fisico. El hecho es que no estaba mirando a Agustina como mi hermana de sangre que era, sino como la hermosura de mujer que es. Su hermoso pelo castaño, sus labios insinuantes, su piel trigueña, su alegría, su frescura, su dulzura y su hermoso cuerpo. Pero ella estaba tan entregada al baile y la diversion que no lo notó.

4. Al llegar a su cintura, con ambas manos la atraje hacia mí poniéndola en cuatro y disfrutando al maximo de cada segundo empecé a sacarle lentamente y al mismo tiempo, la mini y la tanga que llevaba puesta, muy lentamente, y diciendole que la amaba y la deseaba... Poco a poco, empecé a besar entre sus nalgas, el pensar que estaba por besar el el clitoris de agustina me puso a mil!, estaba exitado como nunca antes en mi vida lo habia estado y entonces, llegue a ese centro de placer, olia a limpio, a sexo prohibido y a verdadero amor; al llegar saque mi lengua y empecé a lamerlo con el amor y la dedicación que solo merecia mi hermana, ella me ayudaba con las manos separando los cachetes de su cola, el perfume del placer me estaba volviendo loco, ya quería sentirla, sentirla toda, hacerla mia y probar sus jugos, su saliva, su amor, sus miedos, sus deseos; ya no aguantaba mas. Transiprabamos, gemiamos, nos sentiamos mas hermanos que nunca, estabamos disfrutandonos y amandonos como nadie se podia imaginar, ni siquiera nosotros mismos. ella gemía de la manera mas tierna y caliente que he visto hasta el dia de hoy, no era solo sexo, habia algo mas, habia AMOR verdadero.